Tus ventanas y persianas siempre limpias

Sabemos que hay lugares de nuestro hogar que nos cuesta más limpiar, ¡y mantener limpios! Uno de ellos son los cristales y persianas. Te dejamos unos consejos para que la limpieza de esta zona sea más sencilla y duradera.

Todos sabemos que nuestros cristales son un gran punto de acumulación de suciedad, además es una de las zonas que se ven desde el exterior de nuestras casas, lo que da una mala sensación sobre la limpieza de nuestro hogar.

Limpiador casero de ventanas y persianas

Uno de los mejores productos de limpieza debido a su reducido precio y su gran eficacia es el vinagre de limpieza. Realizando una mezcla de este limpiador y agua (proporción 1 a 3) en un atomizador ¡te hará darle un brillo especial a tus cristales!

¡Extra! Si la mezcla de vinagre y agua te resulta con un olor demasiado fuerte puedes añadir una gotitas de limón para rebajarlo.

Evita rayar tus cristales

manten-persiana-limpia

Una manera de limpiar las ventanas sin rayarlas es utilizar papel de periódico. ¡Debe ser antiguo! Esto es importante, ya que así evitamos que la tinta pueda crear manchas.

Haz una bola con el papel de periódico y limpia tus ventanas como lo haces normalmente, podrás frotar sin miedo a rayar tus cristales.

Mantén tus persianas siempre limpias

Una de las cosas más importante a tener en cuenta a la hora de limpiar nuestras persianas es tener en cuenta el material del que está hecho, ya que hay que utilizar un producto especifico.

Con jabón neutro y agua limpia podemos limpiar nuestras persianas sean el material que sean, sin embargo, si tenemos suciedad incrustada necesitaremos un producto especifico (o utilizar instrumentos de limpieza como una vaporeta).

No olvides las ranuras de tu persiana

Es muy importante recordar limpiar las ranuras entre las lamas de nuestras persianas, aunque sea una vez al mes, para mantener una limpieza ideal.

Para ello te recomendamos que bajes la persiana de forma parcial, para que los espacios entre las lamas queden visibles, y haciendo uso de un cepillo de cerdas blancas limpiamos bien de arriba a abajo.

¡No olvides que tras cepillar tu persiana debes aspirarla!

Por último con una bayeta con agua y jabón limpiamos de nuevo y secamos con un trapo de algodón.

Ten tu hogar siempre a punto

En Interdomicilio sabemos el tiempo y esfuerzo que requiere mantener tu hogar siempre a punto, por ello además de ofrecerte consejos para mejorar la limpieza en tu domicilio ponemos a tu disposición nuestros servicio como empresa de limpieza, ¿sabes que realizamos tanto limpiezas puntuales como servicios semanales, quincenales e incluso mensuales?

¡No lo dudes! Contacto sin compromiso rellenando un formulario de contacto o llamándonos de manera gratuita al 900 102 169.

Escribe un comentario

nueve + cinco =

Llama gratis
Contáctenos