Qué es la Ley de Dependencia, grados y prestaciones

grados-y-prestaciones-de-la-ley-de-dependencia

La ley de dependencia es una ley española que establece y crea el sistema del conjunto de prestaciones o servicios dirigidos a una situación de falta de autonomía personal. Esta ley se encuentra en vigor desde el 14 de Diciembre del año 2006.

Es necesario conocer previamente la definición de autonomía personal. Autonomía personal es la capacidad de poder tomar la iniciativa en las decisiones personales y básicas del día a día, así como realizar cómodamente las actividades diarias esenciales.

También, es importante saber qué tipo de dependencia tienen nuestros seres queridos para adecuar los cuidados y prestaciones a lo que ellos necesiten, garantizándoles una ayuda personalizada que cubra por completo sus necesidades.

A continuación, vamos a hablar de los diferentes tipos de dependencias y cómo distinguirlos.

Grados de dependencias y sus características:

Existen diferentes grados, ya que no todos los casos son iguales, y es para lo que se desarrolló la Ley de Dependencia, para asegurar que los servicios se adapten de la mejor manera posible a cada ciudadano.

Dependencia moderada

En este caso la persona necesita ayuda para realizar algunas de las actividades de su día a día, máximo una vez alanciana-en-terrassa-con-su-cuidadora día. Ya que si necesita más ayuda pasará a ser una dependencia severa.

Alguien con dependencia moderada posee unas necesidades limitadas para la autonomía personal. En muchas ocasiones son casos puntuales y una vez la persona recupera su autonomía por completo deja de requerir estas prestaciones.

Dependencia severa

La persona necesita ayuda para varias actividades diarias. No requiere de un apoyo total por parte de un cuidador, pero necesita un gran apoyo de mínimo 2 o 3 veces diarias.

La dependencia severa puede recibir prestaciones económicas en algunos casos puntuales. Además, hay que destacar que esta dependencia no cubre el apoyo de un auxiliar en tiempo completo.

Gran dependencia

Característico de una persona que necesita ayuda varias veces en su rutina diaria. Por lo tanto, se habla de una pérdida total de la autonomía tanto física como mental. Estas personas necesitan la ayuda de una persona de forma continua para los aspectos más básicos del día a día. Suelen necesitar 4 o más veces diarias apoyo en sus actividades.

Las personas con gran dependencia pueden solicitar servicios tales como teleasistencia, asistencia a domicilio, disponer de un cuidador diariamente, centros de ayuda o recibir una retribución económica.

¿Quién puede solicitar la Ley de dependencia?

Cualquier persona que se encuentre con un grado de dependencia moderado, severo o de gran dependencia puede solicitar las prestaciones que se recogen para cada caso en la Ley de Dependencia de 2006.

Sin comentarios

Escribe un comentario

dos × tres =

Llama gratis
Contáctenos