Como hacer la limpieza general de la casa para el otoño que llega

Como hacer la limpieza general de la casa para el otoño que llega

fly-agaric-417647_640En pocos días el otoño ya estará entre nosotros y los más precavidos ya se están preparando para esta nueva temporada que llega. Nuestros hábitos y rutinas suelen variar durante esta época que el frío nos trae; nos gusta resguardarnos más en casa disfrutando del calor de una chimenea, y también suele ser tiempo de iniciar nuevos proyectos, por lo que, el tiempo en el hogar, aumenta, mientras que las salidas y escapadas, disminuyen.

Precisamente de esta situación se deriva una de las razones por las que preferimos realizar una limpieza general de la casa cuando llega el otoño. Con el cambio de costumbres, también cambian nuestras necesidades en el hogar, nuestra perspectiva. La limpieza, es el momento idóneo para redecorar nuestro hogar con motivos más cálidos, sacar las mantas para el sofá, los edredones para las camas y los abrigos para tenerlos presente –aunque solo sea en la última fila del armario, sabemos que pronto tendremos que hacer uso de ellos.

Pero, ¿cómo acometer la limpieza general de la casa para prepararme ante el otoño?

Hacer la limpieza general de la casa para otoño

En primer lugar, es esencial reclutar al equipo. Si el conjunto de los miembros de la familia están dispuestos a participar, seguro será una tarea más sencilla y más rápida para todos, y por qué no, puede ser el momento en el que comencemos a enseñar a los pequeños a cómo colaborar con las tareas del hogar.

Una vez aclarados los miembros, organiza un plan de limpieza en el que detalles las habitaciones por limpiar, el miembro o miembros asignados, y las tareas que realizar en cada habitación. No te olvides de hacer acopio de todo el material necesario para evitar distracciones durante la tarea. Y una vez cumplidos estos pasos previos… ¡manos a la obra!

Durante el proceso, no olvides estos consejos que te ayudarán a realizar la limpieza de la casa de manera más eficiente:

Antes de empezar a limpiar y poner todo “patas arriba”, coge todo lo que no utilizas y deshazte de ello. Puedes seleccionarlo y guardarlo en diferentes bolsas clasificadoras tales como “Para tirar”, “Para regalar”, “Para guardar”. Por cierto, aprovecha todo lo que no vayas a utilizar pero sea aprovechable; puede convertirse en un pequeño presente que ofrecer a un ser querido.

Limpia habitación por habitación. Durante la asignación de tareas anterior, es importante que cada persona o grupo trabaje en una habitación, hasta que finalice del todo la tarea. Nos ayudará a ser más constantes

Lámparas, pantallas y bombillas. La limpieza general de la casa para otoño es el momento ideal para acometer estas tareas que siempre dejamos “para después”. La limpieza de las lámparas, bombillas y pantallas es una de ellas. Para las lámparas de techo, retira todo aquel elemento susceptible de ello y límpialo mejor una vez hayas bajado “a suelo firme”; aumenta tu seguridad y disminuye tu esfuerzo. Recuerda repasar las bombillas con un trapo seco o levemente humedecido una vez desconectadas, si estas acumulan mucha suciedad.

Rincones de polvo. Es hora de sacar la aspiradora. Revisa todos los rincones de polvo y utiliza los accesorios más pequeños para eliminar la suciedad de las esquinas de difícil acceso, los rodapiés, detrás de los radiadores. Para los lugares más difíciles a los que el aspirador tampoco llega, utiliza un plumero fino. No olvides trabajar también debajo de las camas.

El reto de la cocina. Comienza con los electrodomésticos; la nevera, la vitrocerámica, el microondas y el horno son elementos indispensables que no se pueden escapar a esta limpieza general. Si el horno te preocupa, no te pierdas nuestro videoconsejo “Cómo limpiar el horno”. Después, no olvides sacar todo elemento de los armarios y cajones para poder realizar la limpieza de estos en profundidad. Termina con los cristales, las grandes superficies, mesa, encimera y finalmente los suelos. Recuerda dejar la ventana abierta para ventilar la habitación.

Los baños. Hazte uso de desinfectantes para limpiar el lavabo y el inodoro. Recuerda repasar el inodoro por fuera y métete a fondo con la ducha o bañera. Elimina los resquicios de cal y dale un buen repaso a los azulejos y espejos. Utiliza ambientadores para un mejor mantenimiento posterior.

Aire acondicionado. Aprovecha la ocasión para limpiar las rejillas del aire acondicionado, junto con los filtros.

Puertas y ventanas. No te olvides de limpiar las puertas y las ventanas tanto por fuera como por dentro. Nuestro videoconsejo “Cómo limpiar los cristales” puede ayudarte.

Paredes. Limpia el polvo y lava las paredes. Antes de nada, asegúrate de que tu pintura “acepta” los productos de limpieza

Cuida los detalles. Aprovecha la ocasión para mantener tus plantas, hacer un trasplante a un lugar mayor, cambiar la tierra. Recuerda lavar la ropa nueva de invierno o retirarle bien el polvo, puede ser con la aspiradora, y si todavía no la vas a colocar, no dejes que ocupe parte de tu dormitorio o salón durante días; recógelo en una bolsa de plástico o tela y déjalo a mano en un apartado del armario.

 

…¿has sentido agobio solo de pensar las tareas que se te vienen encima? Recuerda que en Interdomicilio contamos con equipos de limpieza profesionales que pueden ayudarte con la limpieza general de la casa para que el proceso de entrada en el otoño sea más sencillo para ti y para los tuyos.

Solicita ya presupuesto sin ningún tipo de compromiso

 

Contactar

No Comments

Post A Comment

cinco × cinco =

Llama ahora
Contáctenos